El punto G masculino

Qué es el Punto P (Punto G Masculino)

Así como las mujeres tienen su punto G, el hombre también tiene uno. El punto G masculino es la próstata.
La próstata es un órgano glandular, de tamaño similar al de una nuez, que se encuentra debajo de la vejiga y delante del recto. Tiene como función secretar un líquido levemente alcalino y con una apariencia lechosa o blanca y que constituye aproximadamente 30% del volumen del semen.

Dónde se encuentra el Punto P

De manera externa podemos ubicarlo en la franja de piel conocida como perineo y que se encuentra entre los testículos y el ano. Su estimulación produce un placer muy intenso debido a que posee muchísimas terminaciones nerviosas.

prostata

¿Cómo estimular el punto P?

Aquí comienza lo interesante de este artículo. Existen 2 formas de estimular el punto G masculino: indirecta y directa.
Para estimular indirectamente la próstata basta con proporcionar un masaje suave en la región que se encuentra entre los testículos y el ano. Una suave caricia y un relajado masaje proporcionará un placentero disfrute a tu chico. Y para hacerlo aún más intenso. No dudes en acompañar este masaje con sexo oral.
Hasta aquí seguramente todos se animan… Si hasta aquí la idea te gustó y estás decidido a tocar el cielo con tus manos, entonces lee con atención la otra forma de llegar a ese punto de placer.
Para estimular directamente la próstata, necesitarás un poco más de disposición ya que para ello necesitarás introducir un dedo por el ano hasta llegar a ella. No es tan difícil, mira la foto más arriba, así es como los médicos realizan el examen físico palpando la próstata. ¿No está tan lejos verdad? Y chicos verdaderamente vale la pena intentarlo.

Muchos hombres aún se resisten a la idea de estimular su punto P. Éste ha sido por mucho tiempo el punto Prohibido, un tabú lleno de prejuicios que lo convirtieron en innombrable. Invadido por tantos mitos, muchos hombres temen explorar estos territorios por temor a desviar su orientación sexual. Bueno es que muchos coinciden que “no es cosa de machos”.
Ahora bien, cuando el hombre se da cuenta y comprende que por introducir un dedo en el ano no se convierte en homosexual, empieza a lamentarse por todo el tiempo perdido que no supo aprovechar, solo o en pareja.

Recomentaciones

El uso de lubricante es fundamental para lograr que la estimulación sea placentera. El ano naturalmente carece de lubricación y por eso es necesario agregar gel lubricante, y en lo posible tener las uñas cortas y limadas para evitar lastimar las paredes interiores que son muy sensibles.
Además existe una innumerable cantidad de juguetes sexuales diseñados especialmente para la estimulación de la próstata.

Anímate a una nueva experiencia que volará tu cabeza. Disfruta de una experiencia inolvidable y garantizada. Un increíble e intenso orgasmo está latente y al alcance de tus dedos, o de los dedos de tu chico. ¿Qué estás esperando?